Aguas que no has de beber…

… déjalas correr, precipitarse, calmarse, congelarse, difuminarse, evaporarse…

El agua se presenta en varios estados, incluso convivientes, siendo un elemento evocador de frescura, de vida, de pureza, de naturaleza, tanto sosegada como impetuosa…

La fotografía puede atrapar su calma y también su fuerza. En la composición del instante aporta lineas de atención, espacios vacíos donde flotan aquellos elementos a destacar, espejos de formas terrenales y espejos del cielo también.

Ver Más